Mundo Du

Cuentos breves, relatos sorprendentes

Menú

La vaquilla

Mi padre, que ante todo es muy español, adora las vaquillas.

Hasta tal punto que hace unas semanas trajo una de ellas a casa.

Juntos leímos Dostoievski y compartimos salón, tetera y pancartas.

El día en que el animal corneó y mató a mi madre salimos en la tele.

Fuimos felices.